Balance 2013

,jkij

Dicen que una imagen vale más que mil palabras y, aunque no quiero enrollarme contando todo lo que ha pasado este año, estas fotos son un resumen de algunos de los mejores momentos. No están todos, pero si algunos, y sobre todo sí están las personas con las que los he compartido.

Viajes a Barcelona que siempre te sacan una sonrisa y te recuerdan que a veces es posible ser feliz, sentir un orgullo inmenso al ver que tu mejor amigo haya protagonizado 4 proyectos en un año y encima reciba un premio como reconocimiento a ese trabajo, compañeros de estudios que se convierten en amigos y que te demuestran (aunque creas lo contrario) que están ahí siempre que los necesites y que te aguanten con tus más y tus menos, sacar cosas positivas de una crisis profesional, momentos en los que te hundes y luego vuelves a resurgir con más energía y ganas que nunca, aprender que de lo malo también se aprende, lesiones que te ayudan a ver que necesitas parar para poder seguir…Pero sobre todo saber que cuentas con personas  tu lado. Para mi eso es lo importante y lo que ha hecho que este 2013 valga la pena. Profesores, amigos, artistas que están a tu lado día a día ayudándote cuando no puedes más, agarrándote para que no te caigas, abrazándote cuando necesitas cariño…

No me quiero enrollar mucho más, la gente que ha contribuido a que este 2013 haya sido increíble saben quienes son. Sólo espero que el 2014 nos traiga todavía más momentos juntos. Que sea un año de mucho teatro, muchas risas, mucha salud, mucho trabajo, mucho aprendizaje, pero sobre todo de mucha felicidad y en mi caso esos sólo será así a vuestro lado. Un año más gracias Miguel, Alba, Laura, Isa, Xabi, Isius, Gabri, Henry, Diego, Alia, Alba, Rosana, Teresa, Ángela, Fanny, Edu, Mary, Laura, Alberto, Óscar, Victor, Humberto, Joana, Ana, Marta, Edgar, Arnaldo, Raquel, Lydia, Naiara, Naira, Nani, Carlos, Tebas, Bea, Vane, Thais, Iris, Aniol…y, sobre todo, Toni.  Porque como dicen en “Marry me a Little”: “Soc feliç totalment perque se que tu sempre ets amb mi”.

Feliz 2014, que todos vuestros deseos y sueños se hagan realidad.

“Pequeño gran musical”

Es como han definido al “Marry me a little” que se está representando estos días en el Teatre Lliure de Barcelona, y estoy totalmente de acuerdo. Me hace mucha gracia que muchos musicales se denominen “off-broadway”, “off-Gran Vía” sólo por no ser estrenado donde otras grandes producciones o por ser de bajo presupuesto. Hoy en día hay grandes producciones que son mucho menores que esta maravilla de Sondheim y en esta nueva versión de “Marry me a little” se cumple literalmente eso de menos es más, porque con poco consiguen mucho.

Captura-de-pantalla-2013-11-22-a-les-16.50.15Un espacio, dos actores, dos voces increíbles y un piano es lo que se necesita para revivir canciones de Sondheim que forman este gran musical. Claro que si esas dos voces pertenecen a Toni Viñals y Mone Teruel el éxito está asegurado.

El utilizar un mismo espacio para recrear el apartamento de dos vecino que viven uno encima del otro, cruzándose, durmiendo en la misma cama, utilizando los mismos utensilios de cocina…es una maravilla. La escucha entre los dos actores y la perfecta coreografía hace que la magia del teatro esté presente una vez más y que el espectador entre en un código que entiende y disfruta.

Por otro lado, interpretar al Shakespeare de los musicales no es tarea fácil. Las melodías de Sondheim se caracterizan por guiar al espectador a un estado anímico o un lugar concreto. Con unos pocos acordes el espectador ya está situado en un estado emocional que ayuda a entender lo que está pasando o va a pasar. Pero si por algo se caracteriza también este famoso compositor es porque, por qué no decirlo, hace “sufrir” a los cantantes. Sondheim hace canciones no para ser escuchadas si no para ser vistas en una escena. Esto hace que muchas veces las melodías no sean bastante complicadas, pero si haces los deberes puedes llegar a disfrutarlas mucho. En mi caso, llevo con las melodías de este musical en la cabeza desde que las escuché.

Pero como he dicho antes, teniendo a dos cracks del teatro musical como son Toni Viñals y Mone Teruel no hay duda de todo saldrá bien. Mone  es una cantante increíble que muestra que no solo es buena actriz y cantante si no que además esta en forma. Y Toni…bueno…qué decir de mi Viñalis…Siempre digo lo mismo pero es que es cierto que no deja de sorprenderme. Cuando crees que ya no hay nada nuevo que te pueda mostrar, ZASCA! Es increíble verle en escena disfrutando de este Sondheim, cantando, haciendo abdominales mientras canta sin que le tiemble la voz en ningún momentos, bailando claqué…No me extraña que se haya llevado recientemente el premio butaca al mejor actor de teatro musical. Un premio que estaba deseando que le entregaran porque realmente se merece ese reconocimiento no sólo a su talento si no a todo el trabajo que realiza, porque si algo caracteriza a Toni, entre muchas cosas, es que es un gran currante.

En definitiva, un (pequeño) gran musical que no os podéis perder. Estarán hasta el 22 de diciembre en el teatre Lliure de Barcelona con funciones de miércoles a domingo.