Mar i Cel: The New generation

10710981_10204920290430538_5523076480717341623_n

Las velas del barco de “Mar i Cel” llevan izadas desde el pasado 25 de septiembre con un éxito impresionante. Las entradas vuelan y la gente sale impresionada. O en estado de shock como fue mi caso y no es para menos, entre el final y los efectos técnicos que han incorporado a la nueva reposición del musical.

“Mar i Cel” cuenta la historia de la expulsión de los moriscos del reino de España en el año 1609, orden decretada por el rey Felipe III, el enfrentamiento entre oriente y occidente y entre dos religiones enemigas: la cristiana y la musulmana. Todo esto más la historia de amor de los protagonistas que se desarrolla en un barco perdido en medio del mar.

Si estáis dudando si ir o no, la respuesta es clara: NO OS LO PERDÁIS. Primero porque es un musical que se debe ver, segundo por el gran elenco que lo compone y tercero, porque entiendas o no el catalán se va a entender la historia. Desde que empieza la obertura, interpretada por un grupo de músicos excelentes dirigidos por Raúl Patiño y el maestro Joan Vives en alternancia, hasta los saludos finales te mantiene enganchado al asiento un musical que cuenta con un reparto muy bueno con unas voces excelentes. Todos son destacables y hacen un trabajo vocal, actoral y físico impecable (sobre todo los acróbatas). Pero siempre te llaman la atención unos más que otros. De esa primera impresión me quedo con el personaje de Osman, interpretado por Victor Arbelo (una voz potentísima y muy bonita), el Malek de Rubén Yuste (tanto por la voz que le ha dado al personaje como el trabajo interpretativo que hace), el Hassen de Xavi Lite (un personaje que me pareció muy entrañable con unos graves increíbles) y el Idriss de Júlia Jové (gran interpretación de un personaje masculino y una gran voz). También felicitar a la pareja protagonista. Tanto Ana San Martín como Roger Berruezo hacen un trabajo muy bueno tanto actoral como vocal. Tienen muy buena química y eso se nota en el escenario.

Pero me falta alguien a quien destacar, alguien del que nunca puedo dejar de decir cosas buenas y por ello alguien al que ya no hace falta que diga que tengo que destacar porque él siempre destaca: Toni Viñals.

Sin-título-1 (2)Hace poco hacía un balance de la cantidad de personajes que he visto de Toni y llegué a la conclusión que no he visto nada que se parezca a otro personaje, ningún gesto, ninguna forma de moverse o de hablar que sea similiar a otro personaje que haya hecho. Teniendo en cuenta que antes de ver esta producción había visto unos 15 personajes suyos…la cosa tiene bastante mérito. Y cuando vi que la lista aumentó a 17 ya me quedé sin palabras…17 personajes totalmente distintos…BRA-VO!
Toni hace del Arzobispo Ribera y de Ferrán, el prometido de Blanca. Del Arzobispo no tengo nada que decir, me pareció perfecta la creación del personaje, la presencia y la voz que le ha puesto. Chapeau! Y de Ferrán…tengo que decir que no me gustó…PORQUE ME HIZO LLORAR! Os habéis asustado eh… Es que es imposible decir algo malo de Toni, lo hace todo bien. Como me dijo mi profe de canto una vez: “Toni Viñals da mucho asco porque hace de todo y todo lo hace bien, pero luego no le puedes odiar porque encima es muy buena persona”. Pues sí, totalmente de acuerdo. Así que su Ferrán también me gustó mucho. Vocalmente está…increíble. Limpio…afinado…y eso que las canciones que le han tocado…se las traen. Guinovart estuvo fino componiendo la partitura, por otro lado excelente. Pero maaadre mía…¿cómo se afina eso? He de decir que he escuchado otras versiones de las canciones de Ferrán y de momento me quedo con la de Toni. Y lo digo objetivamente, aunque sé que para vosotros no tengo ninguna credibilidad. Pero la solución es fácil, id a verle.
Y actoralmente también me gustó mucho. Ha habido un cambio respecto a las anteriores versiones del personaje con respecto al final que creo que es un gran reto y personalmente me gusta mucho porque es muuuuuy complicado lo que tiene que hacer, pero no os desvelaré mucho más. Sólo os digo que acabé llorando con él. Así que, una vez más y no me cansaré de decirlo: enhorabuena Toni! Y enhorabuena al resto del equipo, tanto actores como técnicos y dirección.

Sólo llevan un par de semanas y ya es para quedarse con la boca abierta. Cuando aún esté más rodado…creo que me tiraré la función entera llorando. Así que aquí mi crónica de este pasado fin de semana en la corte cristiana y el barco morisco y mi recomendación de esta gran obra de Dagoll Dagom.

“El Mar…El Cel. El llop enamorat de l’ovella”

Anuncios

Una de Mor(isc)os y Cristianos

Hay que ver cómo es la vida. O no te da nada o te lo da todo de golpe. Bueno…sea como sea prefiero la segunda opción.

Después de mucho tiempo mordiéndome la lengua (cosas de actores, ya lo entenderéis…) por fin salió la noticia en prensa. Bueno, la noticia se venía conociendo desde hace tiempo. Hace meses que los que se dedican a esto y los que lo estudiamos sabíamos que iba a regresar un clásico de la compañía Dagoll Dagom: Mar i Cel (mar y cielo). Lo que no sabíamos era el elenco. Llamadme bruja o lo que queráis pero en cuanto salió la noticia de que Dagoll Dagom convocaba audiciones para la reposición de este musical tuve la sensación de que mi admirado Toni Viñals iba a ser elegido (sin saber si quiera si se había presentado), y como últimamente todo lo que presiento parece que se hace realidad sólo era cuestión de esperar.

Y un día sin más, de casualidad…¡Sorpresa!

capcalera-maricel-2

 

Nuevo musical, nuevo personaje, nuevos textos que aprenderme, nuevas canciones…preparada para vivir una nueva experiencia teatral y disfrutar con el talento del mejor amigo que se puede tener.

Me hace mucha ilusión este nuevo proyecto de Toni. Primero porque siempre es un orgullo y una gran alegría ver que no para de trabajar (por algo será) y segundo porque va a ser un reencuentro en todos los sentidos: un reencuentro con el Teatre Victoria que tantos buenos momentos me hizo vivir con “40 El Musical”, un reencuentro con Rubén Yuste (que hace mucho que no le veo y también forma parte del elenco) y un reencuentro, como espectadora, con dos actores que me hicieron apasionarme por el teatro y que me hicieron vivir una época muy feliz: Rubén y Toni. Dos personas increíble que conocí hace ya cerca de 5 años en el musical de “Spamalot” y ahora se vuelven a encontrar, vuelven a trabajar juntos y yo volveré a verles encima de un escenario juntos…¿para cuando un encuentro en el que los tres estemos actuando, chicos? Seguro que algún día, todo llegará. De momento muy feliz de poder disfrutar viéndoles desde la butaca. Así que sólo queda esperar al estreno. De momento hoy han empezado los ensayos (seguro que) con mucha ilusión. Ahora toca darle duro, pero seguro que el trabajo se verá recompensado. No tengo ninguna duda de el trabajo de estos dos artistas.

¡Mucha mierda, chicos, y que vayan bien los ensayos!

Al resto de lectores sólo avisaros que el musical se estrenará el día 24 de Septiembre (con previas desde el 20 de septiembre) en el Teatre Victoria de Barcelona. No os lo perdáis y correr a comprar las entradas que vuelan.

“Les veles s’inflaràn, el vent ens portarà com un cavall desvocat per les ones”